Capítulo 6 – Mi primer día en la lavandería

Suena el despertador, ya son las ocho de la mañana y yo no he pegado ojo. En este barrio parece que siempre es sábado, cada noche party. Comparto habitación con mi compañero el tailandés, él está más que acostumbrado ya que duerme y ronca que no veas. Nuestra habitación tiene unas seis ventanas, si, no me he pasado.

Debido al calor que hace tenemos que dejarlas abiertas si no queremos morir, y claro, podemos escuchar las conversaciones y las fiestas de los vecinos como si permaneciéramos ahí mismo.

A lo que vamos, suena el despertador y me voy directamente hacia el baño. Me pongo un ”temita” de Drake en mí iPhone y me meto en la ducha. Con la toalla enrollada en la cintura me voy para la habitación a la vez que voy goteando por todo el parqué hasta llegar a la moqueta, me cambio y me voy para la cocina a desayunar algo. Una vez acabo cojo toda mi ropa sucia, incluso las sábanas y las meto en una saco de basura. Si, de basura, aún no me ha dado tiempo de comprarme el saco especial para ir a hacer la colada.

Cojo mis cosas y empiezo a bajar las escaleras hasta la planta baja al mismo ritmo que cruje la madera. Abro la puerta y mientras voy atravesando el porche voy luchando para que no me muerdan el saco ninguno de los tres perros. Al fin llego a la segunda puerta, la que da a la calle y empiezo a caminar por la acera ancha que tanto me gusta. Voy caminando hasta que llego a la calle principal donde están todos los comercios, me paro a mirar y la verdad que visualizo un montón de lavanderías.

Entro en una muy pequeña y muy antigua con mucho encanto, pero no hay ninguna lavadora libre así que decido ir a la otra manzana, que había una mucho más grande y nueva. Entro dentro y empiezo a mirarlo todo, parezco un niño en una tienda de golosinas. Me dirijo al mostrador/tienda y allí me encuentro con una mujer ecuatoriana de unos cuarenta años de edad. Muy simpática me recomienda una marca de jabón y detergente. También compro un saco de tela azul para poder hacer los viajes de casa a la lavandería.

Dejo la ropa encima de un carrito de ruedas, están por toda la lavandería para utilizarlos mientras lavas la ropa. Me voy con mis dólares en la mano a una máquina que hay colgada en la pared para poder cambiarlos por monedas de 25 centavos. Cada lavadora funciona con 4 monedas y la secadora depende, depende del tiempo que necesites. Cojo las monedas del cajón y me voy con el carrito a la primera lavadora que veo libre. Hay de tres tamaños y me quedo con la mediana. Meto las cuatro monedas una por una en una ranura súper antigua, pongo la ropa y los productos y la pongo en marcha.

Mientras la ropa se va lavando hay mil cosas que hacer aquí dentro. Está lleno de sillas, máquinas de videojuegos, refrescos, comida e incluso un televisor enorme colgado en la pared. La verdad que yo prefiero sentarme en una silla y empezar a examinar a todas las personas que hay aquí dentro. Esto que estoy viendo solo lo voy a poder ver de esta manera, estando aquí, todo lo demás lo podré hacer en mi círculo de protección, en mi país de origen. Veo gente de todas las clases y de todas las razas.

Hay unas mesas muy altas en las cuales la gente va doblando su ropa, puedes entablar una conversación mientras estás doblando tus calzoncillos, original, ¿verdad? Una vez acabo todo y meto toda la ropa en mi saco de tela azul, lo cargo a mis espaldas y me voy caminando para casa. Por el camino voy asimilando todo lo que acabo de vivir durante la mañana. Algo tan normal y rutinario como lavar la ropa puede convertirse en un cóctel de sensaciones.

Cada hora que pasa amo más esta ciudad. Me da tantas cosas, tantos detalles que empiezo a capturar, me enseña que escenas de la vida cotidiana sacadas de contexto, pueden darte resultados que jamás imaginarías.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s